¿Quién?

… ¿Dónde estoy? Aquí mismo.  … ¿Aquí dónde? Dentro mío. … ¿Quién eres?  Soy tú mismo, soy yo. ... No comprendo, ¿de dónde has salido? De ti. ... ¿Cómo? ¿Cuándo? Justo cuando has preguntado. Imagen: Blackman 40x70 (Oleo sobre Tela) Artista: Almudena Angoso

Miedo a la luz

No hay mayor rendición que renunciar a cuestionar. El miedo a la luz. Temor a la responsabilidad todavía desconocida por vagancia de espíritu. Miedo ante la incapacidad de asumir el vacío de la subjetividad y pánico a descubrir la propia máscara. Porque no se puede vivir en paz con miedo a conocer lo que nos... Seguir leyendo →

Crear y creer 

Antisocial no es la palabra. No le inspira su papel, no lo entiende. ¿Y quien lo entiende? Podría imaginarlo... En realidad todos lo hacen. Inventar un rol. Crearse y creerse un destino.  ¡Pero joder! En el fondo siempre sabrá que es imaginado... Y no tiene esa fuerza creativa que le da a a gente el poder... Seguir leyendo →

Tantas razones como fines

Atrapados en una carrera eterna de todos contra todos y hacia ninguna parte. Queremos llegar los primeros, pero no existe llegada. Es la mayor enfermedad. Tantas razones como fines. Tantas verdades como mentes. Se trata de una carrera de infinitas metas idealizadas que se derrumban a nuestro paso sobre nosotros. Frustración. Mientras tanto, la meta... Seguir leyendo →

Las ideas son armonías de la mente

El músico no crea música, tan solo ordena notas que siempre estuvieron ahí. El es tan solo el método. El pensador no crea pensamientos, tan solo ordena conceptos, que son los átomos de la mente y no le pertenecen porque son de todos y para todos. Pensar consiste en asociar conceptos del mismo modo que... Seguir leyendo →

Por ejemplo, ¿Dónde termina el color rojo y comienza el naranja? ¿En qué preciso momento deja de ser naranja para ser amarillo? ¿Hablamos de colores o de transiciones? Pues lo mismo con todo. ...ahora dime, ¿dónde comienza tu mente y termina la mía? No son tuyas tus ideas, son una mezcla de muchas otras. Porque... Seguir leyendo →

Dios y evolución

 “Evolución" no es más que un sesgo del concepto intrínsecamente neutro de “cambio permanente” disfrazado de progreso unidireccional y eliminando así  toda su  neutralidad. Hoy, la evolución ha tomado por asalto el trono de Dios como primer motor. Todos comprenden cómo opera pero nadie sabe de dónde viene, quien la ha puesto ahí ni porqué.... Seguir leyendo →

La singularidad

En realidad, seguimos en aquel momento donde todo empezó. Viviendo nuestra sub-realidad consciente en una línea temporal continua pero comprendida y embebida en un momento singular, el mismo e invariable instante en que todo empieza y termina. La singularidad. El universo contenido en la eterna duda misma de la existencia. Agarrado a la duda del... Seguir leyendo →

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑